Ha causado enorme revuelo en los Estados Unidos la noticia de que el embajador de buena fe en Haití enviado por la ONU, el ex presidente Bill Clinton, presidente de la red global de la Fundación que lleva su nombre, y su esposa, doña Hillary, que aspira de nuevo a la presidencia de los Estados Unidos, tienen ya un caudal de alrededor $2, mil millones de dólares.

Esta noticia sale a relucir entre las protestas por nacionales haitianos frente a Fundación Clinton, reclamando respuesta por la desaparición de miles de millones de dólares producto de donaciones. Estos recursos fueron destinados para la reconstrucción de Haití tras el terremoto del 2010. Además de la campaña política para las elecciones presidenciales del 2016 a la que aspira Hillary Clinton.

La noticia ha sido dada a conocer por el editor de la base de datos de investigaciones de la cadena del Washington Post, el periodista Steven Rich. Desde su creación en el 2001, los Clinton han recaudado fondos de donaciones de políticos, gobiernos extranjeros, sobre todo cuando la esposa de Bill Clinton, doña Hillary, era la secretaria de Estado, y de otros intereses poderosos.

En el 2013, la Fundación recibió $262 millones de dólares. Fue cuando Hillary Clinton se vio forzada a renunciar a raíz del ataque terrorista en Bengazi y que fueron asesinados 4 ciudadanos estadounidenses; el embajador Christopher Stevens y los oficiales Tyrone Woods, Glen Doherty y Sean Smith. Ese mismo año, doña Hillary se disparó en presentar sus aspiraciones presidenciales, una vez más.

Los más generosos donantes de dinero pertenecen al sector financiero de Wall Street. El Washington Post reportó en sus investigaciones que otros generosos donantes pertenecen a gobiernos extranjeros los cuales han entregado hasta $5 millones de dólares.

El jefe del Departamento de Comunicación de la Fundación, Craig Minassian, dijo que este organismo es simplemente “filantrópico” Añadió además que ellos se orgullecen de la eficiencia y la transparencia de la Fundación. “Y si recibe tanto dinero, es por los excelentes resultados del trabajo de la Fundación que ha ayudado a mejorar la vida de millones” dijo el empleado de Clinton.

La Fundación Clinton se ha convertido en la organización filantrópica que más rápidamente ha crecido mundialmente. Lo que se deduce que esta Fundación ha podido recaudar 142 millones 857 mil dólares por año en 14 años. En un sólo año recaudó $250 millones de dólares.

Desde trabajos filantrópicos por el cambio climático, acceso a droga para el SIDA, y para el desarrollo económico en áreas pobres, dijo el funcionario. Incluso que un programa dirigido por doña Hillary y su hija Chelsea, busca mejorar la vida de mujeres y adolescentes.

El magnate de la minería canadiense Frank Giustra, de la Lotería Nacional de Holanda, y el acaudalado Demócrata Fred Eychaner. De la firma Goldman Sachs, de la gigante de la Coca-Cola y de los gobiernos de Oman, Kuwait y de los Emiratos Árabes,

Los Republicanos le informaron al gobierno de Barack Obama que había conflicto de intereses al nombrar a Hillary Clinton como secretaria de Estado, siendo su esposo, Bill Clinton, al igual que ella y su hija, los propietarios de la Fundación.

Como funcionaria del gobierno de los Estados Unidos viajando por el mundo, los donativos lloverían. Lo que sería un tráfico de influencia. Y a pesar de los reclamos de los Republicanos, la Fundación logró mantener oculto los nombres de las personas y gobiernos que donaban dinero. Hasta que no les quedó más remedio que hacerlo público por la demanda del Partido Republicano.

Susie Tompkins Buell, una “amiga” cercana de doña Hillary, ha donado $10 millones de dólares de su fondo de caridad pública. Su fundación ayuda a mujeres que deseen incursionar en la política.

Haim Saban, el billonario creador de Mighty Morphin Power Rangers, donó $25 millones de dólares a la Fundación Clinton.

Otros importantes donantes de dinero son corporaciones reguladas por el Gobierno de EE.UU. La empresa de Salud Tenet, y que está siendo investigada por sobre facturar al Medicare, donó a los Clinton $1,75 millones de dólares desde el 2012.

La lista de donantes revela que a pesar de las restricciones a las ayudas de gobiernos extranjeros impuestas durante el mandato de Clinton como secretaria de Estado, la fundación siguió dependiendo en gran medida de recursos no estadounidenses. El Wall Street Journal informó el miércoles que la fundación levantó las restricciones gubernamentales extranjeras.