Tucson, AZ- Inmigrantes residiendo en esta ciudad están colocando cartelones llamativos en color amarillo en las puertas de sus casas y apartamentos, advirtiendo a los oficiales del orden no entrar a las residencias sin previo orden de allanamiento.

Para evitar ser arrestados y eventualmente deportados por su estatus irregular inmigratorio, los inmigrantes intentan protegerse de las autoridades policiales y migratorias, mediante este modalidad.

“Entendemos que es intimidante decirle a la policía o a la migra que no entren a tu casa, pero este ‘cartelón’ se los informa por ellos”, dijo Cowan a Efe sobre esta iniciativa que forma parte de una intensa campaña de concienciación donde se informa a inmigrantes de sus derechos, además de entregarles documentos legales que pueden utilizar en caso de ser detenidos por la policía o la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE).

La abogada de inmigración Margo Cowan, asesora a los inmigrantes para que puedan protegerse en sus propias viviendas. Todos los inmigrantes recibieron documento que deberán entregar a las autoridades policiales y migratorias de que ellos cuentan con representación legal.

Las familias de inmigrantes que ya tienen incluso orden de deportación, pueden proteger a sus familiares si colocan el cartelón en su casas para impedir que autoridades entren a sus viviendas sin la debida orden de allanamiento.

“Lo más importante es que la comunidad entienda que tiene derechos, mantenerse callados puede ser su mejor arma de defensa”, les informó la abogada.